Domingo 15 Diciembre 2019

Eugenio Derbez desata polémica por campaña contra leche de vaca

“La leche de vaca es para los becerros y no somos becerros” es una de las frases del comercial con el que el actor, productor y comediante encendió las redes sociales.
En éste argumenta que se necesitan mil litros de agua para producir solamente uno de leche, lo que representa 12 millones de millones de litros de agua en México al año.

Además critica el intenso sufrimiento físico y psicológico al que son sometidas las vacas.

De imediato se generaron las publicaciones en redes sociales an las que se le tacha de incongruente por promover al refresco Coca Cola, además de recomendar una receta de chocolate caliente con queso.

Productores de leche reprueban “actitud irresponsable”
Una de las pocas oportunidades que tiene una población en estado de pobreza o extrema pobreza, como es el caso del 56 por ciento de la población mexicana, es ingerir diariamente al menos un cuarto de litro de leche de vaca, de cabra u otras especies animales, dijo Álvaro González Muñoz, dirigente del Frente Nacional de Productores y Consumidores de Leche.

“Esta dosis diaria es recomendada por la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), y la Organización Mundial de la Salud (OMS), como indispensable para evitar enfermedades por avitaminosis”, expuso en un comunicado.

Respecto de las expresiones de cómico Derbez, de ataque a este alimento básico, dijo que, “si no se hubiera alimentado de niño con leche materna y de vaca, jamás hubiera aprendido a ser tan mamón, como los becerros, el resto de su vida”.

De ahora en adelante, señaló, “en cada uno de los productores de leche de vaca o de otra especie, y en cada uno de los desnutridos del mundo, tendrá a un enemigo por difundir información sin sustento y ser causante de posible desempleo en el medio rural de muchos países del mundo”.

Informó que 250 mililitros de leche pura pueden proveer el 21 por ciento de proteínas, 8 por ciento de calorías y múltiples micronutrientes que no contienen otras bebidas naturales o artificiales. “Esto opinan los científicos”, dijo.

"Sin rigor cuentífico”
Álvaro González lamentó que Eugenio Derbez emprenda en medios audiovisuales una campaña nacional en contra del consumo de leche de vaca, “quien, sin rigor científico”, divulga esa sugerencia públicamente.

Señaló que la leche, como alimento nutritivo para la niñez y juventud humanas, tiene antecedentes cercanos a los 10 mil años en regiones antiguas del mundo, regularmente afectadas por condiciones naturales adversas.

Citó una publicación de la FAO, “La leche y los productos lácteos en la nutrición humana”, la cual asegura que los gobiernos de países pobres deberían invertir más en programas para hacer que la leche y sus derivados estén disponibles para las familias de escasos recursos económicos, y que las apoyen a producirlos en sus hogares.

De acuerdo con la doctora y experta en nutrición de la FAO y coautora de esa publicación, Ellen Muehlhoff, la leche supone una contribución importante para satisfacer las necesidades corporales de calcio, magnesio, selenio, riboflavina, vitamina B12 y ácido pantoténico (vitamina B5).

Los productos lácteos "también son ricos en micronutrientes esenciales para luchar contra la desnutrición en los países en desarrollo, donde las dietas de las personas pobres a menudo se basan en almidón o cereales y carecen de variedad".

Si bien la leche de origen animal, como la de vaca, no es recomendada para niños menores de 12 meses, es un vehículo eficaz para obtener nutrientes vitales y mejorar el crecimiento de los niños mayores de dicha edad, cuya nutrición es fundamental en los primeros 1.000 días de vida, en opinión de la experta de la FAO.

Publicidad negativa repercutiría en economía
González Muñoz puntualizó que más de 200 mil pequeños, medianos y grandes productores de leche en México, protestan por el tipo de publicidad negativa para la leche de vaca, por los daños que pueden repercutir en la economía, primero, de los productores pequeños y medianos, que representan el 80 por ciento a nivel nacional y, segundo, para las finanzas del país.

Actualmente unos 150 millones de familias –cerca de 750 millones de personas- se dedican a la producción de leche en todo el mundo, la mayoría de ellas en países en desarrollo.

Reconoció que en el futuro será necesario encontrar fórmulas institucionales para adoptar tecnologías nuevas y eficientes para mejorar el medio ambiente y administrar mejor los recursos naturales, entre ellos el agua, que es una preocupación del comercial.

cuida tu nip

parlamento2 joven 2020

buffete navidad

bazar issstezac 2019