Jueves 23 Noviembre 2017

Zacatecas, el otro llano en llamas: parte 3

nota-alfredo1•    III: Los Mitos y las Metas del PRI…

“Las elecciones de estado, son un mito”, afirmó Ivonne Ortega Pacheco, secretaria general del CEN del PRI en  su reciente visita a Zacatecas. La yucateca se apresuró a responder así, sin importarle contradecirse inmediatamente después en su discurso, ante los reporteros que en conferencia de prensa le referían la principal queja de los partidos de oposición en la entidad:

“¡Hemos tenido  como partido este mito en cada una de las elecciones. Y quiero dejarlo muy en claro: el PRI viene con todo y viene a ganar! Dentro de los acuerdos que se han tenido dentro del Pacto por México, que es lo que se ha manejado en cada uno de los procesos, los acuerdos han sido del gobierno con los partidos, en los que no está el proceso electoral en juego”.

Flanqueada por los candidatos a las alcaldías de Zacatecas y Guadalupe, Carlos Peña y Roberto Luévano, respectivamente, apresurada en su alegoría, sin hacer pausas, Ortega Pacheco espetó que tanto ella como el dirigente nacional del partido, César Camacho Quiroz, dijo, están frente a su primera elección como dirigentes “así es que nos queremos ganar todo, para entregarle buenas cuentas al PRI”.

Pero nadie le informó que Zacatecas es el único de los catorce estados del país con elecciones este año, donde el PRD y el PAN, no firmaron el “adendum” del Pacto por México.
“No hay condiciones”, refirieron las cúpulas de ambos partidos que señalan al gobernador Miguel Alonso Reyes, como el principal operador de la elección del ‘PRI-Gobierno’, que opera no solo con sus funcionarios estatales y empleados de gobierno esta elección, sino que ha cooptado al consejo general del Instituto Electoral del Estado de Zacatecas (IEEZ), con la pretensión de llevarse el “carro completo” en los comicios del domingo siete de julio.

La maniobra gubernamental ha hecho reaccionar a otros partidos de oposición como el PT, que desde el 09 de mayo recordemos, inició en el congreso local un procedimiento de juicio político, contra la consejera presidenta del IEEZ, Leticia Catalina Soto Acosta y el consejero Juan Manuel Padilla Bernal.

La demanda presentada en un documento de 36 cuartillas de argumentos jurídicos y señalamientos concretos, fue leída en la tribuna del congreso por la diputada Geovanna del Carmen Bañuelos de la Torre, quien además es la dirigente formal del Partido del Trabajo en Zacatecas.

A los consejeros del IEEZ se les acusa de “haber trastocado flagrantemente los principios rectores del proceso electoral de 2013, con menoscabo de los derechos e intereses del Partido del Trabajo y demás actores políticos inmersos en dicho proceso comicial; por lo que se solicita se declare la procedencia de la destitución del cargo”.

nota-alfredo2Pero con la mayoría del PRI-VERDE-Panal del congreso local, la petición del PT duerme el sueño de los justos, pues desde el pasado domingo 30 de junio, los legisladores locales están prácticamente “de vacaciones”, al finalizar el periodo ordinario de sesiones.

Gobierno proclive a reprimir
Ante la incapacidad para negociar de sus operadores políticos, empezando por Francisco Escobedo Villegas, secretario general de gobierno, Miguel Alonso Reyes envió a doscientos cincuenta policías antimotines a controlar con macana y escudo, a 80 jóvenes de la normal rural de San Marcos, que bloqueaban el bulevar José López Portillo de la zona conurbada de Zacatecas, para exigir cumplimiento a las promesas FRIMADAS por las autoridades educativas cinco meses atrás: dotar a su escuela con internet inalámbrico, calentadores solares, entregarles uniformes escolares y un doctor de tiempo completo.

Fue el martes 04 de junio. Ese mismo día y casi a la misma hora, otro grupo de manifestantes -apenas unos cuarenta integrantes del movimiento bracero de Zacatecas-, intentaron llegar a la Casa de Gobierno, ubicada en la colonia Lomas de la Soledad, reclamando la liberación de los 12 millones de pesos que el congreso local autorizó, para pagar el subsidio local de 10 mil pesos a los ex trabajadores migrantes.

Pero una cuadra antes de que los ancianos llegaran al inmueble público, la policía ministerial arremetió contra ellos, deteniendo a su líder, Efraín Arteaga Domínguez, quien es además miembro del comité ejecutivo nacional del Movimiento de Regeneración Nacional, acusándole de “obstrucción a las vías generales de comunicación, resistencia de particulares y lo que resulte”.

Habían pasado solo cuatro días desde que Arteaga Domínguez entonó el himno nacional mexicano al lado de Andrés Manuel López Obrador, en la toma de protesta del comité municipal de Morena en la ciudad de Guadalupe. El maestro universitario jubilado, fue incomunicado cinco horas en los patios de la policía ministerial, donde los agentes lo torturaron y obligaron a estar hincado con las manos en alto más de una hora, según la denuncia que el afectado presentó ante la CEDH.

Y mientras las corporaciones policiacas mantenían a salvo la gobernabilidad zacatecana, el gobernador Miguel Alonso Reyes ponía en circulación dos carritos de golf nuevos, adquiridos por su administración en 320 mil pesos, como parte del “transporte especial”, para trasladar dentro del circuito de la Ciudad de Gobierno,  a personas con discapacidad y ancianos.

Sonriente, el mandatario conducía con habilidad el carrito eléctrico de cuatro plazas, mientras los fotógrafos de medios locales y su pool de prensa lo retrataban, acompañado por su hermana Lucía Alonso Reyes, directora estatal del DIF, así como por Luis Alfonso Peschard, secretario de infraestructura y  Roy Barragán Campos, secretario administrativo.

Dos carritos de golf color nota-alfredo3blanco, que hacen juego con el diseño moderno de los 18 edificios que la ex gobernadora Amalia García Medina del PRD mandó construir, mediante un Contrato de Prestación de Servicios (PPS) que iba a pagarse  en “abonos mensuales” durante 22 años, y que Miguel Alonso Reyes “rescató”, adquiriendo recursos líquidos con un empréstito bancario –que deberán pagar él y los próximos tres gobernadores de Zacatecas-, logrando con ello pagar de una sola vez, los 1 mil 540 millones de pesos que le exigieron los constructores privados que realizaron el proyecto.  

Sí quedó demostrado, una vez más, como en Zacatecas, el otro llano en llamas, todo cambió en las elecciones del 2010, cuando el PRD perdió la gubernatura con PRI, para seguir igual.

FOTOS: CORTESÍA

yndice