Domingo 19 Septiembre 2021

Muere una menor en refriega entre sicarios y PFP

Una refriega entre sicarios y fuerzas de la Policía Federal Preventiva (PFP) en la cabecera municipal de Calera causó la muerte de una menor de edad.

El enfrentamiento inició en el entronque de Morelos, cuando los agentes iban tras un convoy de cinco vehículos de lujo.

Los sicarios abrieron fuego contra los elementos de la PFP justo frente al Instituto Nacional de Investigaciones Forestales, Agrícolas y Pecuarias (INIFAP), poco antes de las vías del tren.

Unos metros adelante de donde tiraron los primeros disparos, un Chevy Monza gris estaba abandonado y desbarrancado a un costado de la carretera.

La unidad fue inspeccionada por elementos de la Policía Ministerial fuertemente armados, sin que se conozca el resultado.

Autoridades de seguridad tanto federales como estatales desconocían si este carro estaba implicado en el incidente.

Las camionetas de lujo siguieron su curso a exceso de velocidad y se pasaron la caseta de cobro de la autopista de la carretera 45, tramo Calera-Fresnillo, y tras de ellos los policías.

Asustados, algunos testigos dijeron escuchar varias detonaciones luego de que pasaron los sicarios y los agentes.

Frente a la cárcel de Calera, los delincuentes dejaron abandonada una camioneta Ram, gris, con placas 72091 del estado de Nuevo León, que tenía tres impactos de bala en los vidrios traseros y sangre en su interior.

Al principio se dijo que en la Ram había muerto una menor que iba con los delincuentes, pero luego se informó que la jovencita de 16 años estaba herida y que se desconoce si iba con ellos o le tocó una bala perdida, luego falleció.

La posibilidad de que haya ido en la camioneta parte de que los sicarios dispararon a los coches que pasaban por ese tramo carretero cuando se detuvieron para recoger al conductor de la Ram que dejaron abandonada.

La menor fue traslada de urgencia a la clínica 1 del Instituto Mexicano del Seguro Social, a donde acudieron sus familiares para conocer su estado de salud, minutos más tarde murió.

Según testigos, las cuatro unidades huyeron con rumbo a Fresnillo seguidos por el grupo de federales, a quienes se les repelía con disparos y que, al parecer, no pudieron darles alcance.

Trascendió que en la cabecera del mineral y en varias de sus comunidades se realizó una fuerte movilización para tratar de detener a los sicarios; de manera extraoficial se habla de heridos entre los delincuentes.

 

 

 

 

 


 

FOTOS: LEONARDO MORENO Y SIETE DÍAS

 

NOTAS RELACIONADAS:

Lamenta gobierno del Estado muerte de la joven