Sábado 27 Febrero 2021

Confinamiento por la pandemia redujo un 17.8% el robo de vehículos

Se habría alcanzado el menor nivel de robos en 4 años.

Los efectos de la llegada del Covid-19 han ido más allá de cuestiones vinculadas a la salud y la economía mundial y nacional, si bien éstas han acaparado la atención en los meses transcurridos debido a las preocupantes cifras de contagios diarios que alcanzan aproximadamente los 22 mil casos y la disminución en las estimativas de crecimiento de la economía mexicana para este 2021, principalmente debido al aumento de los contagios, la lentitud en la distribución de las vacunas y poco estímulo fiscal a los sectores más afectados.

Ampliando un poco el panorama es posible identificar otros indicadores que se vieron modificados por motivo de la pandemia. Es el caso de la seguridad interna, específicamente el número y tipo de delitos cometidos en el país, que ha percibido las consecuencias del confinamiento que, en mayor o menor medida, se vienen aplicando como medida de combate contra los contagios.

La realidad es que no todos los delitos se comportan y reaccionan de igual manera frente a un mismo estímulo: en este caso la pandemia. Una grata sorpresa es la del robo de autos, ilícito que en 2020 se vio disminuido en un 17.8% respecto del periodo anterior por causa de las medidas de confinamiento.

Según lo informado por la Asociación Mexicana de Instituciones de Seguros (AMIS) se habría alcanzado el menor nivel de robos en 4 años. De todo el país, los estados que más reportaron este tipo de siniestros fueron Estado de México, Jalisco y Ciudad de México.

No obstante lo anterior, las cifras continúan siendo preocupantes si se tiene en cuenta que de noviembre de 2019 a octubre de 2020 el promedio de robo de vehículos asegurados fue de 197 unidades por día.

La pérdida del vehículo por robo o hurto no es el único riesgo al que este se ve expuesto. Tal vez uno de los más usuales también sean los accidentes viales. Actualmente, según datos del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, 35 personas mueren por día en contingencias de tránsito en México. Con esos números el país pasa a integrar el grupo de los 10 países con mayor cantidad de decesos de este tipo en el mundo.

Al grave problema de seguridad vial que esto implica, se le suma el hecho de que los propietarios de vehículos se ven expuestos a costos altísimos frente al acontecimiento de un accidente de estas magnitudes teniendo en cuenta que gran parte de la población aún no cuenta con la cobertura que ofrecen las aseguradoras disponibles para SOAP (Seguro Obligatorio de Accidentes Personales).

Si se analizan los restantes tipos de ilícitos durante el 2020, junto con los robos, el país registró la primera caída de homicidios desde el año 2015 con motivo de la pandemia. De hecho, como lo resaltó el subsecretario de Seguridad, Ricardo Mejía, se han visto reducidos 16 de los 18 delitos de alto impacto en el país durante el año pasado.

Caso contrario es el de los feminicidios y los delitos vinculados con la violencia familiar. La explicación es la misma, el confinamiento ha dejado a los delincuentes “dentro de casa”, pero esto a su vez puede haber provocado mayor desprotección para las víctimas que conviven con aquéllos.