Martes 19 Marzo 2019

Cáncer de mama, hereditario en cerca de 15% de casos

En México se reportan anualmente casi 20 mil nuevos casos de cáncer de mamá, y entre 10 y 15 por ciento de ellos se debe a herencia genética, afirmó Felipe Vaca Paniagua, investigador de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

Este padecimiento representa un problema económico y social, ya que los costos de tratamiento y hospitalización son de 200 mil a 300 mil pesos por caso al año, dijo el especialista de la Facultad de Estudios Superiores (FES), quien dirige un equipo científico que describió nuevos genes presentes en este tipo de cáncer.

Destacó que una determinante genética es una variante o mutación en un gen, que afecta su función; en este caso, condiciona la susceptibilidad al cáncer de mama.

De las 291 mil 637 mujeres mexicanas que murieron en 2015, 13.9 por ciento fallecieron por cáncer, según el Centro Nacional de Equidad de Género y Salud Reproductiva de la Secretaría de Salud.

De estos decesos, 15.4 por ciento se debió a cáncer de mama; 9.9 por ciento de cuello del útero; y 5.9 por ciento por cáncer de ovario.

Vaca Paniagua comentó que en algunas familias hay portadores de variantes genéticas que predisponen al cáncer heredofamiliar; entonces, puede ocurrir que en una familia hasta 5 o 6 mujeres sufran cáncer de mama, de ovario o de endometrio; en el caso de los varones, de páncreas, piel (melanoma) o de mama.

Además, que dentro de los 2.000 casos en los que se detectó la variante genética, puede ser que algunos tengan al mismo tiempo 2 tipos de cáncer, como de mama y ovario (tumores sincrónicos), o un tumor en cada mama (enfermedad bilateral).

En un estudio piloto en el Instituto Nacional de Cancerología (INCan), analizaron la prevalencia de las variantes genéticas en pacientes con una agregación heredofamiliar, y con cáncer de mama, reportó el experto de la UNAM.

Para ello, los investigadores diseñaron un método de análisis para estudiar 143 genes asociados a más de 80 enfermedades oncogénicas hereditarias, incluido cáncer de mama.

A partir de muestras de sangre extraídas a 327 pacientes de la Ciudad de México y de los estados de México, Morelos, Guerrero y Colima, con el nuevo método analizaron el ADN en un equipo de secuenciación masiva del Laboratorio Nacional en Salud de la FES, campus Iztacala.

El científico universitario informó que identificaron sólo una variante patogénica en 16 por ciento de las pacientes, lo que significa en términos genéticos que el cáncer de mama hereditario es “bastante heterogéneo”.

Otro hallazgo importante fue el de 3 nuevos genes –el MSR1, el PDE11A y el LIG4– que no están asociados al cáncer de mama, pero que tienen una variante patogénica que desactiva su función. Se asocian a otros tipos de cáncer, pero no al de mama.

Este hallazgo, de acuerdo al comunicado, es de importancia internacional, pues conforme haya más evidencia, se podrá comprender su implicación.

Los resultados de este trabajo son el fruto de la colaboración de instituciones de salud y de investigación nacionales e internacionales, y fueron publicados en septiembre de 2018 en la revista suiza "Cancers".