Sábado 13 Agosto 2022

Pedirá alcalde resarcir recursos para planta tratadora de Osiris

GUADALUPE.- Con el aval del Cabildo, el alcalde Rafael Flores Mendoza emprenderá las gestiones pertinentes ante el Gobierno del Estado para la devolución de la partida presupuestal de 18 millones de pesos aportada para el proyecto de la Planta Tratadora de Agua Residual de Osiris.

Ante la virtual cancelación del contrato actual, la finalidad de esta solicitud  es resguardar este recurso en las arcas municipales hasta su reprogramación, ya que la construcción y puesta en función de esta planta se ha visto impedida por diversos motivos.


En sesión de Cabildo, de manera unánime se concedieron las facultades necesarias para que de manera mediata, Flores Mendoza emprenda las gestiones ante la Secretaría de Finanzas para la recuperación de la aportación del porcentaje presupuestal aportado por el municipio de Guadalupe.

Éste tendría una condición de resguardo por la Tesorería de Guadalupe orientado a su mismo destino, es decir, resguardar estos 18 millones de pesos directamente en el municipio.

El dinero se utilizaría una vez que el contrato esté reformado y para la construcción inmediata de dicha planta, ya que este recurso esta etiquetado y destinado exclusivamente a la construcción y puesta en función de esta planta tratadora de agua residual.

En ese sentido, Rafael Flores afirmó que del total de la inversión en esta planta, el único ente gubernamental que a la fecha depositó su recurso correspondiente, fue el Municipio de Guadalupe, con un monto total de 18 millones de pesos.

Mencionó que es necesario este recurso retorne al municipio para que sea administrado por la Tesorería, sin la facultad de ejercerlo en otra acción.

Asimismo, se debe esperar la cancelación del contrato actual para se restablezca una nueva licitación y reprogramación de esta planta tratadora de agua residual con capacidad de tratar 500 metros cúbicos por segundo

Ante la urgente necesidad de establecer una reprogramación de la obra, a través de un nuevo contrato, los municipios de Guadalupe, Zacatecas, Vetagrande y Morelos, así como el Gobierno del Estado, deben emprender antes de 18 meses la puesta en función de dicha planta.

De lo contrario, la Comisión Nacional del Agua (Conagua) aplicaría una multa superior a los mil 200 millones de pesos por la extracción y no aprovechamiento de estas aguas, a los entes involucrados en esta construcción.

“Esta multa impactaría directa y gravemente en el erario público de los municipios en mención, así como en las líneas de acción entre la población de estos municipios, viendo mitigadas las tareas de desarrollo social y regional”, detalló.

Por último, y ante la presencia del Cabildo, Flores Mendoza hizo expresa la preocupación de este municipio por dar marcha atrás en este contrato.

Asimismo, se pretende establecer uno nuevo a través de otra licitación, con la posibilidad de que sea la Junta intermunicipal de Agua Potable y Alcantarillado de Zacatecas (JIAPAZ)  y/o la Comisión Estatal de Agua Potable y Alcantarillado (CEAPA) las que operen esta planta.

Retraso de años
Cabe recordar que la licitación para la creación de esta planta salió desde el 31 de enero del 2008 y se pretendía comenzar con la obra en junio de 2008, con el fin de que se tuviera lista a finales del 2009.

Ya antes, en el sexenio de Ricardo Monreal Ávila, se licitó y asignó a una empresa, pero al llegar Amalia García Medina al cargo de gobernadora canceló el contrato y se hizo uno nuevo, e incluso colocó la primera piedra de la obra el 28 de abril del 2009.

En ese acto estuvo acompañada por el director de la Comisión Nacional del Agua (Conagua), José Luis Luege Tamargo, pero a la fecha no se ha iniciado la construcción.