Domingo 22 May 2022

Denuncian en Ojocaliente revanchismo político

Funcionarios de la presidencia municipal de Ojocaliente denunciaron "revanchismo político" tras ser removidos de sus cargos para ser nombrados como oficiales de policía, barrenderos o trabajadores del rastro.


Un total de 27 empleados, entre ellos funcionarios de primer nivel, denunciaron que tras apoyar al Partido Revolucionario Institucional (PRI) en la pasada contienda electoral, fueron “castigados”.

Aseguraron que el alcalde José Luis Ortiz Martínez, de extracción perredista, decidió retirarlos de sus puestos para ponerlos aunque no son aptos para desempeñarlos.

Algunos de los inconformes, quienes pidieron omitir sus nombres, se quejaron de que no saben portar y usar armas de fuego, por lo que no cumplen el perfil para integrarse a la Dirección de Seguridad Pública, además de que no tienen seguro médico.

Los funcionarios de Ojocaliente acudieron a la Comisión Estatal de Derechos Humanos, a la Junta Local de Conciliación y Arbitraje, y a la subsecretaría de gobierno, en busca de apoyo del gobierno estatal.

Javier Enríquez Félix, subsecretario de gobierno, atendió a los trabajadores y les informó que el Estado actuaría como intermediario, para no violentar la autonomía del municipio.

Ante el funcionario estatal, los trabajadores municipales afirmaron que no están de acuerdo que se les destituya de sus puestos con un oficio girado por el alcalde, sin la autorización del cabildo.

La notificación se hizo hace 3 días, sin que el presidente municipal les haya dado aún una explicación de sus acciones.