Domingo 25 Agosto 2019

Demanda Amalia García a Miguel Alonso por daño moral

La exgobernadora de Zacatecas Amalia García Medina interpuso una denuncia por daño moral en el Tribunal Superior de Justicia del Distrito Federal (TSJDF) contra el actual gobernador Miguel Alonso Reyes, en la que también se incluye al contralor interno, Guillermo Huizar Carranza, y el procurador de Justicia, Arturo Nahle García.

La denuncia la presentó la exmandataria en la capital del país, explicó, porque aquí a través de medios nacionales se le señaló a ella y su equipo de cometer varias irregularidades durante su administración.

Indicó que no pide un sólo centavo en la denuncia, ya que “todo el dinero del mundo no alcanzaría para reparar su honor”, sino que en los mismos medios en los que los funcionarios del gobierno estatal hicieron las declaraciones aparezcan comunicados para dar a conocer la resolución del TSJDF, la cual dijo estar convencida de ganar.

"Me resulta inadmisible que mi nombre y honor haya sido lastimado públicamente, de manera constante y reiterada a lo largo de los últimos 18 días sin tener la oportunidad de acudir a una instancia legal para precisar las observaciones que hubiera en un proceso de revisión", expresó.

Amalia García señaló que hay un trasfondo político en la auditoría que se realiza, pues han violado las autoridades de Zacatecas la Constitución federal al anticipar las conclusiones de un procedimiento que no ha concluido, que es la revisión de la Contraloría.

Manifestó que a diferencia de lo que han hecho con ella, en el Distrito Federal el gobernador y los otros funcionarios demandados, de quienes dijo que han usado el poder del estado para difamarla, tendrán la oportunidad de defenderse.

Recordó que como gobernadora impulsó reformas constitucionales a favor de la transparencia, y durante su trayectoria política ha luchado contra la corrupción.

 

Se investiga daño patrimonial: contralor

En un comunicado de prensa, el contralor Guillermo Huizar indicó que lo que investiga la dependencia a su cargo es un daño patrimonial, por lo que se tiene por objeto no producir daño moral, ni afectar los sentimientos, afectos, creencias, decoro, honor, reputación o la vida privada de Amalia García Medina.

Tampoco la consideración que de ella tienen los demás y muchos menos menoscabar su libertad o integridad psíquica.

Y es que el artículo el artículo 1916 del Código Civil del Distrito Federal señala que por daño moral se entiende “la afectación que una persona sufre en sus sentimientos, afectos, creencias, decoro, honor, reputación, vida privada, configuración y aspecto físicos o bien en la consideración que de sí misma tienen los demás. 

“Se presumirá que hubo daño moral cuando se vulnere o menoscabe ilegítimamente la libertad o la integridad física o psíquica de las personas”.

Las auditorías que se están y se seguirán practicando, informó el contralor, son sencillamente el ejercicio de las atribuciones que la Constitución Política del Estado y las leyes que de ella emanan le asignan a este Órgano Interno de Control.

En cuanto a la supuesta violación a su garantía de audiencia, agregó que las observaciones que resultaron de las referidas auditorías y que pudieran constituir un daño patrimonial para el Estado se han estado notificando en tiempo y forma a los exservidores públicos, no así a ella, por no estar localizable en su domicilio de Zacatecas.

 

FOTO: CORTESÍA

expo tu boda parador

reformas codigo penal1

expo agro1

presidencia zacatecas

Recibe dinero