Lunes 19 Abril 2021

Protestan familiares de reos por abusos y robo de pertenencias

Demandan que les regresen a sus seres queridos

A la Comisión de Derechos Humanos del Estado de Zacatecas (CDHEZ) acudieron familiares de internos del Centro Regional de Reinserción Social (Cerereso) de Cieneguillas, Zacatecas, luego del traslado de 398 de ellos a penales federales en otras entidades.

Sus quejas son que no se les dieron a tiempo informes sobre a dónde los trasladaron el pasado 30 de marzo, tampoco se les entregaron sus pertenencias, y su principal demanda es que les regresen a sus familiares.

Alrededor de 50 de ellos tienen amparos en los que se establece que deben permanecer en Cieneguillas; sin embargo, se los llevaron. Además, cerca del 70 por ciento son del fuero común, dijo una de las familiares, de nombre Rocío.

Es por eso que interpusieron la queja por robo, abuso de autoridad, agresiones al momento del motín realizado la noche antes, y otros delitos en los que presuntamente incurrieron elementos de la Policía Estatal preventiva (PEP), la Guardia Nacional y los custodios.

Rocío dijo que el gobernador Alejandro Tello Cristerna no se puso a pensar que van a tener que gastar un dinero que no tienen –en el sentido de que deberán viajar para visitar a sus familiares-, además de que debió haberse realizado el traslado sin agresiones, pero hay videos en los que incluso se escuchan balazos.

Dijo que ya entabló comunicación con su familiar. “Ese mismo martes a mí me habló mi esposo a las 7 de la noche. Desgraciadamente todos van muy golpeados, bastante”, expresó, pues trataron de defenderse pero no podían ganarles a los elementos de la Guardia Nacional.

Recordó que mientras les impedían el paso al penal para obtener información sobre sus seres queridos, comprobaron que los escudos de los antimotines estaban llenos de sangre.

Pidió además que si regresan los internos no haya represalias contra ellos por parte de las autoridades penitenciarias.

Otro de los abusos que denunció fue que el sábado, día en que murió su padre e iba al entierro, en la colonia Tierra y Libertad la paró una patrulla, los policías les tomaron fotos a ellos y a sus hijos, los amenazaron y los acusaron de pertenecer al Cartel de Jalisco, y aunque ya denunció no se ha hecho nada.

Por su parte, Luz Domínguez Campos, presidenta de la CDHEZ, dijo que además de esta queja que se realizó de manera colectiva, la propia dependencia ya había levantado una de oficio con motivo del operativo y el traslado, y al día siguiente de estos hechos ya se habían levantado otras 7 directamente por algunos internos.

Informó que se ha asesorado a los familiares y acompañado a la defensoría pública para que se revisen sus casos de manera específica y puedan presentar sus impugnaciones ante la autoridad jurisdiccional correspondiente.

Respecto al traslado en sí, comentó que el juez de ejecución penal tuvo un término de 48 horas para determinar la legalidad del mismo, y aún tienen la oportunidad de presentar un amparo para que un juez federal determine si cumple con los requisitos de la Ley Nacional de Ejecución Penal.

Aclaró que este tema es de la competencia de un juez y la CDHEZ sólo les brinda acompañamiento y asesoría jurídica, pues ya solo les quedan algunas horas para poder presentar este amparo.