Lunes 25 Octubre 2021

Fito Bonilla se retira de la política con optimismo

Quien se perfilaba como el candidato del Partido Revolucionario Institucional (PRI) a gobernador, junto con otros partidos en coalición, tras ser desplazado a esta aspiración envió un mensaje en redes sociales para dar el anuncio.

Rompió el silencio que había guardado en los últimos días ante la inminente postulación de la senadora priista Claudia Anaya Mota, para expresar un desacuerdo con decisiones tomadas a nivel nacional por la dirigencia de su partido.

Luego de recordar el trabajo que hizo señaló que “el resultado había sido el de un acuerdo de unidad de mi partido, que no se hizo efectivo”, al tiempo que observó que “las dirigencias nacionales no midieron y no valoraron lo que los zacatecanos ya habíamos decidido y eso no puede suceder, si no hay consecuencias”.

Adolfo Bonilla Gómez había impulsado la alianza entre el PRI, el Partido Acción Nacional (PAN) y de la Revolución Democrática (PRD) en el estado, lo cual recordó en su mensaje al indicar que logró consensuar acuerdos con muchos zacatecanos.

Agradeció a quienes en este proceso le dieron su apoyo, con quienes refrendó su compromiso de continuar dando su esfuerzo, talento y cariño a Zacatecas, así como subrayando que no sólo en la vida política se puede trascender y que ve un camino distinto a éste.

Aunque manifestó el desacuerdo con su partido, aclaró su separación de la actividad política no significa que se salga del PRI, donde pudo servir como diputado y funcionario estatal en dos administraciones.

Las disposiciones de la autoridad electoral de que los partidos designaran al menos 7 mujeres para la candidatura a la gubernatura en los 15 estados en los que se renovaría el Ejecutivo fue la causa de que quedara fuera de la contienda.

A este respecto y sin expresarse en contra de Claudia Anaya dijo: “me da gusto, dentro del gran cúmulo de emociones que despierta en la política, que es el motivo por el cual no continúe sea por las mujeres y sus derechos, por la igualdad de género, así se sienta como una imposición, tal vez para muchos valga la pena”.

Me despido con ánimo positivo, ni molesto, ni triste, ni preocupado, simplemente optimista de que seguiré produciendo y aportando desde nuevos espacios”, concluyó.