Jueves 9 Julio 2020

Apagan incendio de Villanueva; llevó 5 días sofocarlo

El incendio afectó 3.159 hectáreas de territorio villanovense. (Cortesía)

Luego de que personal de ésta y otras dependencias, sociedad civil y particulares sofocaron un incendio que arrasó más de 3.000 hectáreas en Villanueva, Juan Antonio Caldera Alaniz, titular de la Coordinación, se refirió a la importancia de hacer conciencia para evitar estos siniestros.

El incendio quedó 100 por ciento controlado y acabado a las 11:45 de la noche del pasado 27 de mayo, luego de que inició el pasado sábado 23 de mayo.

El gobierno estatal, a través de la coordinación estatal de Protección Civil, recordó a la población las recomendaciones para evitar incendios forestales y, con ello, procurar la seguridad de todas las personas, proteger la flora y fauna, y contribuir a la mejora de la calidad del aire.

Caldera Alaniz señaló que la mayoría de los incendios forestales son ocasionados, sólo el 1 por ciento deriva de eventos meteorológicos.

Insistió en que la población evite el uso de fuegos artificiales, tirar colillas de cigarro, cerillos encendidos, trozos de vidrio, botellas, arrojar basura o cualquier material combustible en zonas susceptibles, como pastizales.

Caldera Alaniz subrayó que, en caso de encender fogatas en estos lugares, deben ser en lugares autorizados para tal fin y posteriormente sofocarla por completo con tierra, un poco de agua, o removiendo la ceniza, ya que las brasas pueden iniciar un incendio.

Añadió que para quienes viven en zonas boscosas es necesario hacer y mantener una franja de seguridad alrededor de la vivienda, con al menos 15 metros libres de vegetación.

En caso de realizar quemas agropecuarias, dijo que es necesario adoptar las medidas preventivas obligatorias.

Si se observa que inicia un incendio y es posible combatirlo y controlarlo, siempre y cuando la distancia e intensidad lo permita, se debe arrojar agua sobre la base del fuego, utilizar ramas con suficiente follaje, para apagar golpeando el combustible encendido y cubrir con tierra el material que arde.

Es importante asegurarse de la extinción del fuego antes de abandonar el sitio, si el control y la extinción resultan difíciles, se debe abandonar la zona de riesgo en sentido contrario al desplazamiento del fuego, por las zonas ya quemadas y no por la vegetación.

En este caso, señaló Caldera Alaniz que es necesario avisar al 911, donde atienden las 24 horas del día, sobre la ubicación y magnitud del mismo.

Del 5 de diciembre de 2019 al 26 de mayo de 2020, la coordinación estatal de Protección Civil, junto con autoridades federales y municipales, atendió 488 incendios forestales, que afectaron 4.820 hectáreas en 33 municipios; los puntos de calor fueron detectados través del Centro de Monitoreo de la corporación.

Caldera Alaniz dijo que el 90 por ciento de los siniestros se registraron en áreas de pastizal y 10 por ciento en zona forestal. Hasta el momento, Villanueva es el municipio más afectado, luego está Sombrerete con 266 hectáreas.

Manifestó que reforzarán las acciones de prevención de incendios para evitar mayores daños ecológicos en la entidad, pues el incremento de las temperaturas y la ausencia de lluvias implican mayor presencia de éstos.

Añadió que mantendrá coordinación estrecha con los demás órdenes de gobierno, para establecer estrategias de combate, control, sofocación de incendios forestales y mecanismos que protejan también el patrimonio y la integridad física de las personas.

Lo anterior incluye el uso de recursos materiales y humanos de las distintas dependencias involucradas, con el fin de atender con rapidez los reportes que realice la ciudadanía durante la presente temporada.