Viernes 25 Septiembre 2020

Buscan erradicar acoso sexual en la UAZ

En la Universidad existe un problema de violencia normalizada y naturalizada. (Zacatecasonline)

A mediados del 2019, universitarias administrativas, alumnas y docentes, conformaron un ‘Grupo de acompañamiento a las mujeres de la comunidad universitaria’, preocupadas por la violencia que se ha estado viviendo.

Durante una conferencia de prensa, integrantes del grupo señalaron que el clima de violencia se ha hecho evidente en los últimos días, aunque reconocieron que no es nuevo, por lo que dieron a conocer a las mujeres que no están solas y que pueden manifestar lo siguiente:

Primero. En la Universidad existe un problema de violencia normalizada y naturalizada, que se ha visibilizado con fuerza en los tendederos que han aparecido en las distintas unidades académicas.

Ahora que ya es evidente, debemos pasar a la siguiente etapa de concientización y atención inminente por parte de la Institución, para erradicar las malas prácticas y convertir en espacios seguros el entorno.

Segundo. Se advierte un clima de desinterés que replica malas prácticas desde las autoridades de todos los niveles, donde se cuestiona a las denunciantes, se minimiza el hecho y se justifica e incluso protege a los agresores.

Esto ocasiona que las víctimas estén temerosas de manifestar su agravio, porque se reproduce la impunidad dentro de la Institución.

Tercero. No se cuenta con una política institucional para dar atención adecuada, ya que no existe una ruta clara, ni hasta el momento se han publicado o difundido Protocolos específicos de actuación por cada tipo de violencia.

Es necesario fortalecer a la Defensoría Universitaria, con áreas apropiadas para recibir las denuncias en privacidad y con la confidencialidad que cada caso amerite.

Por este motivo solicitamos la creación de una Unidad Especializada dependiente de esta instancia para desahogar las denuncias por violencia sexual en cualquiera de sus tipos.

También se pide que se habilite otro espacio, en el Campus II o bien, en el centro de la Ciudad para garantizar el acercamiento a toda la comunidad universitaria principalmente al sector estudiantil, por la dificultad que les ocasiona acudir hasta el Campus UAZ Siglo XXI.

Cuarto. Es urgente que se haga consciencia de que la violencia no es normal, que son conductas intolerantes, de las cuales algunas son denunciables, pero ninguna debe ser permitida y todas sancionables.

El personal docente debe tener la claridad de que el simple hecho de su cargo, le otorga la autoridad, lo que implica un ejercicio de poder en condiciones desiguales con sus estudiantes, y que debe caber la decisión de autogobernarse y negarse a estas conductas reprobables.

Quinto. Se reconoce que existen las vías institucionales para formalizar las denuncias, tanto en instancias internas como externas.

Por lo tanto, se invitó a las estudiantes, trabajadoras o docentes a interponer su queja y/o denuncia, para lo cual es posible darles acompañamiento y estar atentas a que no se les revictimice y se actúe en consecuencia, hasta terminar el proceso con la sanción correspondiente.

Es posible realizar una denuncia desde la página de Facebook Orientación Acoso UAZ, o bien, enviar inbox, donde es posible obtener los números telefónicos y entablar contacto.

Sexto. Conminaron a la Universidad a dar respuestas puntuales y permanentes que se consoliden en una política institucional que realmente ejecute y respete sus declaratorias de ‘Di no al acoso’ y ‘Cero tolerancia a la violencia’, en cualquiera de sus tipos y modalidades.

Séptimo. Que en las próximas elecciones a Rectoría, desde la convocatoria se contemple la paridad para todos los espacios.

Que quienes se postulen a cargos de elección, como los funcionarios de primer nivel y quienes integran los órganos electorales cumplan con los requisitos de no ser deudores de pensión alimenticia, no haber sido señalados por acoso sexual, ni haber ejercido violencia contra las mujeres, (Ley 3 de 3).