Martes 7 Julio 2020

Conagua acuerda con Peñasquito recuperar acuífero Cedros

La minera renunció al aprovechamiento de todo el volumen concesionado. (Archivo)

En un esfuerzo entre los 3 órdenes de Gobierno, la ciudadanía zacatecana y la minera Peñasquito lograron un acuerdo para proteger el acuífero Cedros, Mazapil, en el que generarán condiciones para la recuperación de ese cuerpo de agua.

Con el apoyo de la Secretaría de Gobernación (Segob), la Comisión Nacional del Agua (Conagua) propuso en una mesa de negociación una solución técnica, que fue aceptada por la empresa y que permitirá garantizar el Derecho Humano al Agua de los pobladores locales.

La minera Peñasquito tenía concesionado aproximadamente 80 por ciento del volumen del acuífero Cedros.

A partir de estudios técnicos realizados por Conagua, en septiembre de 2019 se determinó que el mismo tiene un déficit de 5 millones de metros cúbicos (Mm3) anuales.

En la mesa de negociaciones la minera renunció al aprovechamiento de dicho volumen, lo que permitirá avanzar en la recuperación del acuífero, que ha sido una exigencia de los pobladores locales.

Participaron en dicha mesa la Segob y Conagua, junto con representantes de la empresa y de los gobiernos estatal y municipal.

La minera ya ha ingresado a trámite ante la Dirección Local de Conagua en Zacatecas la modificación a sus concesiones del acuífero Cedros, que implica la renuncia a aproximadamente 5 Mm3 de agua en dicho acuífero.

Además, durante 2020 y 2021, la empresa invertirá 100 millones de pesos en obras sociales que mejorarán los servicios de agua potable, drenaje y saneamiento de la población, incrementarán la tecnificación del riego y fomentarán el reúso de agua para la agricultura.

Asimismo, por primera vez en la historia de nuestro país, se formalizará una Declaración Unilateral de Obligaciones para la preservación de las aguas nacionales subterráneas, proveniente de una empresa minera.

Con esto en 2023 la minera cederá otros 4 Mm3 al año para preservar el acuífero, proteger al ambiente y garantizar el agua para la población.

La Conagua continuará impulsando los procesos de diálogo y negociación, entre todos los sectores involucrados legítimamente, como vía para solucionar los problemas que afectan los cuerpos de agua en todo el país.