Jueves 16 Septiembre 2021

Regresa Juan Manuel de la Rosa a los pies de Zacatecas: Diana Bracho

Rinden homenaje al artista villacosense

En la plazuela Tacuba del Centro Histórico fue develada una placa de bronce a pie de piso de la autoría del artista plástico originario de Villa de Cos, que conmemora el 475 aniversario de la fundación de la Muy Noble y Leal Ciudad de Zacatecas.

Al homenaje organizado por el Ayuntamiento de Zacatecas, al pie de la Fuente de los Faroles, acudieron sus hijos Valentina, Natalia y Pablo Emiliano, así como su compañera de vida, Diana Bracho.

En un emotivo mensaje, la primera actriz agradeció por el homenaje realizado a Juan Manuel de la Rosa, un gran artista zacatecano que vivirá aquí para siempre.

Reconoció que le es difícil hablar de él, por lo que había preparado una lista para describirlo, e inició diciendo que era un migrante, desplazado del desierto, autoexiliado, ciudadano del mundo.

“Amante de su tierra y su desierto, espacio de contemplación, era un hombre contemplativo, apasionado, estudiante eterno, viajero incansable, siempre lejano y cercano, complejo, creativo, imaginativo, contradictorio, entregado a su arte, culto, tierno, amante de la literatura y la música, poeta de la imagen”, enumeró Diana Bracho.

Leal a su tierra y constructor en ella, dejó un legado muy importante no sólo en obra como artista sino como ser humano, agregó.

homenaje 3

Comentó que al artista le daba muchísima ilusión estar en esta placa y pensar que todas las personas de Zacatecas iban a pasar por encima ella.

“Realmente me encanta pensar que Juan Manuel de la Rosa regresa a Zacatecas para quedarse aquí para siempre y además a los pies de Zacatecas”, concluyó.

Fue en un generoso gesto de este zacatecano universal que obsequió a su tierra esta placa escultórica, única a nivel de piso en el estado.

El alcalde Salvador Estrada González señaló que el maestro convirtió la enseñanza de las artes en una lucha personal y la asumió como una causa.

“Eso le llevó por toda Latinoamérica para compartir sus técnicas con diferentes grupos. En esta experiencia, también aprendió, comprendió y se comprometió con grupos marginados para hablar en su obra de la desigualdad, de la marginación, de los desplazamientos forzados por la violencia y de la migración”, destacó.

homenaje

Enfatizó que Juan Manuel de la Rosa era un convencido de que, a través del arte y la creatividad, las personas pueden utilizar un lenguaje propio para expresar su visión de mundo y cambiar su entorno, al tiempo que llamó a honrar su memoria, su legado y su riqueza de espíritu.

Pablo Emiliano, hijo del artista agradeció por este acto que, dijo, es muy congruente con lo que su padre hubiera querido, un homenaje a través de su obra, tan palpable como una placa de bronce.

“Mi padre siempre se veía a sí mismo como un pintor viajero, como una artista del exilio; sin embargo, siempre miró hacia Zacatecas, hacia estos paisajes, especialmente al desierto de Zacatecas como un motivo de inspiración”, expresó.

Recordó que Juan Manuel de la Rosa siempre decía que una persona que viaja, que vive ese exilio, nunca vuelve a ser el mismo, siempre vive con una herida que nunca sana, y al mismo tiempo es esa herida la que lo mueve e impulsa.

Quizá en ese sentido hoy esa herida comienza a sanar”, añadió al agradecer a nombre de su familia por este homenaje.

homenaje 2

Martín Ocampo Barragan, amigo entrañable del artista expresó que a través de su lenguaje abstracto y significados abiertos se ha podido destacar la personalidad de Juan Manuel de la Rosa, "uno de los más representativos personajes Zacatecas".

A su vez, Alfonso Vásquez Sosa titular del Instituto Zacatecano de Cultura comentó que el arte en Zacatecas mucho le debe a este personaje que ha puesto el ejemplo de liderazgo al haber estado cerca de los artistas y creadores de diferentes generaciones.

Juan Manuel Lugo Botello, secretario de Desarrollo Urbano y Medio Ambiente del municipio, explicó que la obra escultórica de 2 metros de diámetro, única al nivel del piso, plasma la transición de la cultura y el arte a lo largo del tiempo.

En su composición, dijo, advierte la evolución de la ciudad, su contexto minero y social, y "en su justa geometría, configura trazos y líneas más allá de la cotidiana comprensión cotidiana del arte figurativo”.