Jueves 21 Noviembre 2019

Teatro ¡A la calle! trae a Zacatecas cuentos vivientes

El Teatro del Seguro Social fue el escenario para la presentación de la compañía potosina Teatro ¡A la calle!, que montó la puesta “El Regreso de los Cuentos Vivientes”.

Se trata de una adaptación de las narraciones de la tradición oral “Patufet”, de Cataluña y “Los Tres Cabritos”, de Noruega, las cuales entusiasmaron a los niños que se dieron cita en el recinto.


El espectáculo comenzó cuando hicieron su aparición Eloísa Zapata y Tadzio Neumann, integrantes de la agrupación, quienes fueron recibidos con aplausos por los niños que ya aguardaban el inicio de los cuentos.

El primero de los cuentos trasladó a los presentes a la ciudad de

Cataluña, España, donde se desarrolló la historia de una familia que tenía un hijo de nombre Patufer.

Patufer era un niño muy pequeño, tanto que casi nadie lo podía ver, pero era muy fuerte y valiente, y decidido a demostrar que era capaz de ayudar a los demás, un día salió de su casa a comprar algunas especias, para que su madre terminara la comida.

Tras cumplir la tarea sin ninguna complicación, decidió llevar los alimentos a su padre, pero su madre se negaba a que lo hiciera; a final, Patufer la convenció y se dispuso iniciar una travesía por el campo, para cumplir con su objetivo.

Momentos después de haber comenzado su caminata, la lluvia cayó, por lo que Patufer tuvo que refugiarse bajo una lechuga, la cual fue comida por un buey; ante esa situación, los padres tuvieron que hacer reventar al animal, a base de darle de comer muchas más legumbres de esas.

Con gran dinamismo, los integrantes de la compañía comenzaron a interpretar y a representar cada uno de los momentos y los personajes que se mencionaban durante el relato, lo que hizo más atractiva la obra.

Al finalizar, los actores comenzaron a interactuar a y platicar con los niños asistentes, y ellos expresaron su agrado hacia ese primer cuento, y por las actuaciones de los dos actores potosinos.

Posteriormente, Eloísa Zapata y Tadzio Neumann relataron la segunda historia, “Los tres cabritos”, que habló de tres chivitos que vivían en un verde pastizal, el cual, un día comenzó a secarse, y ellos tuvieron que irse al otro lado de río.

Para eso, tenían que pasar por un puente, lo que ellos no sabían es que ahí vivía Trol Tragón.

Una vez enterados, los cabritos hicieron un plan para poder cruzar con cuidado, pues sabían que Mazodientes los podía atrapar y comérselos.

Primero fue el cabrito chico. Al verlo, el Trol dijo: "¡Qué rica cena voy a tener! ¡Te voy comer!", pero el chivito le contestó: "No te apresures, soy tan chico que no te taparía una muela, espera a mi hermano, que es más grande que yo". El Trol esperó, pues, al siguiente.

Así pasaron cada uno de los tres, al darse cuenta el Trol de que lo habían engañado, se puso a las orillas del puente, pero uno de los cabritos corrió hacia él y le dio un golpe tan fuerte, que cayó al río y fue arrastrado por la corriente.

Desde entonces nuca se supo del Trol Tragón, por lo que los hermanitos pudieron comer felices en el verde pastizal del otro lado del río.

Apoyados de títeres y diversas melodías, los actores lograron que los niños estuvieran siempre al borde de sus asientos, por lo que al término de la función, agradecieron con aplausos y gritos el espectáculo teatral.

Tras la obra, Tadzio Neumann, director de la compañía, mencionó que del 20 de enero al 20 de febrero realizan una gira por ocho Estados, en los que presentarán este espectáculo multidisciplinario para niños, gracias al apoyo del Circuito Artístico del Fondo Regional para la Cultura y las Artes Centro Occidente.

El montaje combina narrativa oral, música y títeres, y ha llegado al público más diverso, al ser llevado a escena en Entidades como Aguascalientes, Colima, Guanajuato, Jalisco y ahora en Zacatecas.

 

 

verbena 20 nov

bazar issstezac 2019

materno infantil legislatura2