Sidebar

Falsa nómina secreta de Soledad, débil defensa de Miguel Alonso

Bajo la Lupa

La venganza es un plato que se sirve frío…
Dicho popular

A lo largo de toda la semana pasada, seguro que el exgobernador Miguel Alonso Reyes lamentó haberle quitado la presidencia municipal de Zacatecas a la excandidata de Morena, Soledad Lúevano, quien prometió venganza y lo está cumpliendo lentamente.

Tremenda sacudida le dio al priísta la exdiputada local, cuando dio a conocer la llamada nómina secreta, según la cual más de 2 mil millones de pesos fueron utilizados para beneficiar a algunos funcionarios en el sexenio pasado.

El escándalo fue tal que el desprestigio hacia el director de Fonatur no sólo fue nota nacional, sino que se viralizó en redes sociales, al grado que difícilmente el tema pasó desapercibido en la indignación de los zacatecanos; Soledad Luévano aseguró que se pagaban a exfuncionarios de primer nivel bonos de hasta 121 mil pesos mensuales.

La información, aseguró la excandidata a la alcaldía de Zacatecas, la obtuvo después de más de 40 recursos presentados ante los órganos de transparencia, quienes finalmente obligaron a la actual administración a entregar la llamada nómina secreta. Hasta ahí todo bien, ganó la transparencia y por consecuencia los ciudadanos. Legales o no legales los bonos, debían ser públicos y eso no se debe poner siquiera en duda.

Sin embargo, la política monrealista, mañosamente olvidó decir a los zacatecanos que según información del propio Instituto Zacatecano de Acceso a la Información Pública y Protección de Datos Personales (IZAI), los montos dados a conocer por Luévano no son reales, sino aumentados.

El periódico La Jornada Zacatecas publicó el pasado 5 de mayo el documento íntegro que el IZAI entregó a Soledad Luévano, en el correspondiente al pago 9 de septiembre de 2016, en el que se detallan nombres y montos recibidos de cada beneficiario, en ninguno de los casos aparecen bonos por 121 mil pesos.

El bono mayor lo recibe un tal Ramiro Piedra, con 66 mil pesos, y el resto en su mayoría van de los 3 mil a los 12 mil pesos, inclusive en ese listado no se menciona a funcionarios como Guillermo Huizar, Fernando Soto y todos esos nombres que poco les queda de credibilidad ante la sociedad.

Está bien que Soledad Luévano de manera mañosa evidencie a Miguel Alonso, no obstante, los propios ciudadanos le cobrarán a la exdiputada de Morena las mentiras y manipulaciones que hizo con los montos. Soledad está obligada también a conducirse con la verdad y mostrar los documentos reales que el entregó el IZAI que dirige Norma Julieta del Río, organismo que por cierto ha jugado un papel no tan serio en todo esto.

El tiempo y los ciudadanos informados harán lo propio con Soledad, en tanto, por desgracia para Miguel Alonso a menos de un año de haber dejado Zacatecas, su credibilidad está cada vez más por los suelos, con lo cual se le desvanece de las manos la posibilidad de ser el candidato plurinominal al Senado de la República por el PRI. Ser el candidato de mayoría, ni pensarlo, la gente lo rechaza, no lo quieren y sus razones tienen.

Ante las denuncias mediáticas y judiciales hechas en contra de Miguel Alonso, ahora el secretario de Finanzas, Jorge Miranda, ha dicho que la Sefin dará a conocer en dos semanas los salarios completos de los funcionarios de la actual administración. Tiene qué hacerlo, no es un favor, sino una obligación y por el bien del actual gobierno, ojalá cumpla.

En tanto, lo sucedido con la llamada nómina secreta deja lecciones a todos: los detractores de Soledad deberían ser más inteligentes en la defensa de MAR y evidenciarla en sus inconsistencias con datos y documentos, no con insultos baratos y misóginos como el de una cuenta falsa del alcalde de Ojocaliente, Humberto Rincón, donde se le llamó a la exdiputada “la señorita, señora y vaya a saber qué diablos sea eso”, al igual que en cuentas apócrifas del PRI la llaman loca.

O las débiles declaraciones de Guillermo Huizar que se aferra a negar todo pero no comprobar nada, y por consecuencia nadie le cree.

Soledad Luévano debe ser congruente con su discurso y dejar de manipular información, o en su caso explicar por qué los documentos del IZAI no coinciden con sus dichos y evidenciar de ser necesario al propio órgano garante y es que acaso insiste en tener la razón.  

Además de todo eso, Soledad tendrá que hacer pública toda la información sobre el uso que le dio al recurso público que se le dio cuando fue diputada local y funcionaría del Issstezac, tiempo en el que por ningún motivo cuestionó o renegó de todos y cada unos de los bonos que recibía y eso que era del dinero de las y los zacatecanos.

DIF elimina SUMAR de los programas estatales, ahora todo es Diferente
Para todos es bien sabido que todo gobierno y gobernante desde el inicio de su mandato trata de diferenciar su administración de una y otra, para poder dejar huella en la historia de su estado y de los ciudadanos, ya sea como un gobierno bueno, malo, no tal malo o pésimo.

Es por ello, que desde que inicio el gobierno de Alejandro Tello, su administración ha tratado de marcar la diferencia con la de Miguel Alonso Reyes, desapareciendo de toda campaña publicitaria y programa social la conjunción de la palabra "SUMAR", Sumando a los abuelos, Sumando a las madres de familia, Farmacias Sumar, etc., palabra que simplemente era un homenaje al egocentrismo del exmandatario estatal.

Ahora se ha suplido con el distintivo "Trabajemos Diferente", en todos lados vemos y escuchamos dicha frase, la que bien podría sonar como un golpe al trabajo realizado por los pasados funcionarios, dándoles a saber que fueron más de lo mismo.

Bajo esa premisa todos y cada uno de los nombres de programas de apoyo social ahora han sido pensados y creados en algo general, en donde los beneficiarios se sientan identificados y cercanos al gobierno, y no personalizados a una imagen o nombre de un mandatario.

Por ello, los programas sociales del DIF Estatal fueron los principales que tuvieron tal transformación, y será a partir de ahora que el programa conocido como “Sumando a las madres zacatecanas”, dedicado a otorgar apoyos económicos a madres de familia, cambia a “Responsabilidad Diferente”; “Atención a la Salud” cambia a “Asistencia Médica Diferente” y “Sumando a los abuelos” a “Vidas Diferentes”.

En tanto de las “Farmacias Sumar”, ya ni hablar es bueno, dado que es de todos sabido que por el manejo irregular de los recursos públicos se tuvieron que cerrar, por ello, en su lugar llegaron las “Ferias Diferentes”, el cual es más un programa integral que pretende dar atención a un mayor número de personas.

Ahora, con todas estas novedades de los programas sociales Diferentes, los zacatecanos esperamos que realmente sea un gobierno que Trabaje Diferente, dado que a lo va de gobierno, chico ha quedado este distintivo, y mucho que deber a las familias zacatecanas.

El adelanto...
Necesario, evaluar permanencia de equipo Mineros
Al no llegar a dar prontos resultados favorables a los zacatecanos, el Gobierno del Estado tendrá que replantear de manera inmediata, mediante una consulta popular, la permanencia del equipo Mineros en Zacatecas.

Y es que después que el gobernador Alejandro Tello diera a conocer que durante 2016, Gobierno del Estado dio 50 millones de pesos al equipo de futbol de Mineros, múltiples reacciones se han desatado a favor y en contra por el elevado monto.

Lo cierto es que esa cantidad se pactó desde la administración anterior, y por tanto es buena la propuesta de Tello de llevar a una consulta popular el continuar o no con esa inversión para que el equipo de futbol profesional siga en Zacatecas.

Es una decisión difícil que tendrá muchas aristas y puntos de vista, por lo que sería interesante que el gobernador llevara a cabo su idea, que se convertiría en la primera experiencia en Zacatecas donde una determinación de esa magnitud la tome la gente, mientras que para el gobernante significarían puntos a su favor.

Nos encontramos la siguiente semana en este espacio, donde todo se sabe...

 

lupa.jpg