Lunes 25 Septiembre 2017

Exigen empresarios a SCT obra para evitar inundaciones

4 empresas asentadas en Fresnillo consideran la opción de mudarse a otros estados debido a las inundaciones que les han generado pérdidas millonarias de 2013 a la fecha, por una obra deficiente realizada por la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) en Zacatecas.

Empresarios afectados explicaron, en conferencia de prensa conjunta con la diputada local Guadalupe Flores, que las afectaciones se deben a que no se colocó drenaje pluvial en la ampliación de la carretera Fresnillo-Valparaíso.

A la altura del kilómetro 4 se hizo una elevación de 80 centímetros, que evita el cauce natural del agua y genera que la corriente se vaya hacia las instalaciones de FresniPack Empaques y Cartones, Fertilizantes Guayaberos y Cañeros, Gasolinera Laguna Blanca, así como a establos de crianza de borregos y domesticación de caballos.

Cuando ocurrieron las primeras inundaciones, la SCT acordó con los afectados que al hacer una obra programada en la vecina comunidad El Alamito, llevarían la maquinaria para hacer el drenaje pluvial faltante en la carretera.

Incumplió la dependencia federal y en los años siguientes los empresarios han insistido en la búsqueda de una solución, sin lograrlo. Recientemente se comprometió a que en mayo quedaría resuelto, pero falta una semana y no ha comenzado los trabajos.

Guadalupe Flores informó que presentará en la sesión de este martes una iniciativa de punto de acuerdo para exhortar a la SCT a realizar dicha obra a la brevedad, y evitar que estas empresas se vayan de la entidad.

400 empleos directos se perderían si abandonan el estado estas compañías, que pagan más de un millón de impuestos anualmente; la obra cuesta menos de esa cantidad, pero solo puede ser realizada por la SCT al ser una carretera federal.

 

Pérdidas millonarias
FresniPack, que elabora cajas para empaques agrícolas e industriales y que exporta a Asia, Europa y Norteamérica, ha tenido que cancelar contratos extranjeros a causa de las inundaciones, informó su dueño, Humberto Ramírez Medina.

Esas pérdidas han impedido sus planes de expansión para crear 2 nuevas naves industriales, con lo que duplicaría las plazas laborales que genera para Fresnillo y la región.

Fertilizantes Guayaberos y Cañeros ha sufrido el daño de materia prima y fertilizante, que al ser soluble se dispersa en predios aledaños, con afectaciones al medio ambiente y potenciales riesgos a la salud; además ha perdido maquinaria y suspendido labores cuando se inunda.

Víctor Manuel Blanco Hernández, dueño de establos, informó que se han murto ahogadas al menos 50 borregas cada año, más daños a la infraestructura.

La gasolinera queda inundada, lo que impide el acceso a clientes y trabajadores, además se compromete la calidad de la gasolina por filtraciones de agua.

8 familias que vivían en la zona se han ido de 2013 a la fecha, así como algunas empresas pequeñas dedicadas a la crianza de animales.

grito sept2017